Seleccionar página

Hotel Palacio de Avilés

En la fotografía de hoteles, la imagen arquitectónica pasa a un segundo plano.

Es más importante la función que la forma y por eso se pone el acento en crear espacios luminosos, acogedores y ordenados.

Sentir que uno está dentro de una habitación -disfrutando de ella- tiene que ver con evocar su ambiente y trasladar ese toque personal que cada hotel desea crear para sus clientes.

Más en este caso, tratándose de un hotel de cinco estrellas.